Comité Regional de Marea Roja analizó alza de toxinas en mariscos del litoral aysenino

 

 

La Autoridad Sanitaria determinó la necesidad de estudios más específicos que permita nuna mejor identificación de las toxinas marinas.

Comite Marea Roja en la Gobernacion de Aysén.

En la Gobernación Provincial de Aysén sesionó esta semana el Comité Regional de Marea Roja con el objetivo de obtener acuerdos respecto de la actual situación del alza de toxinas paralizantes en el litoral de Aysén, especialmente en los canales Jacaf, Puyuhuapi y alrededores de Puerto Aguirre.

En la oportunidad, el seremi de Salud, Pablo Mardones solicitó el apoyo de la Armada de Chile y el intersector con el fin de entregar información sobre esta alza de toxinas y difundir las medidas preventivas para evitar intoxicaciones en distintas localidades, especialmente aquellas de más difícil acceso como Puerto Amparo e Isla Toto que dicen relación con el no consumo directo de mariscos desde el mar, sin ser analizados en el Laboratorio de Marea Roja de la Autoridad Sanitaria.

PROYECTO CON EL GOBIERNO REGIONAL

Además, se informó del requerimiento de contar en la región con un estudio científico de identificación de bancos naturales de mariscos y de biomasa, información que actualmente no está disponible.

Surge aquí además la necesidad de adquirir un equipo UPLC – MSMS que permita una mejor identificación de las toxinas marinas, más sensible y específico que el bioensayo de ratón que actualmente se utiliza en el Laboratorio de Marea Roja. Para ello, se propuso elaborar un proyecto para presentar al Gobierno Regional con fines sanitarios y productivos donde la Seremi de Salud funcione como unidad técnica con el apoyo de la Subsecretaría de Pesca, que incluya la adquisición de este equipo y el estudio de bancos naturales de interés productivo.

“Estamos muy alertas con la situación que está ocurriendo en nuestro litoral. En esta sesión de Comité analizamos aspectos técnicos que nos permitan resguardar la salud de las personas, además del factor productivo porque esta situación de alza en las toxinas paralizantes y diarreicas en los mariscos sin duda está alterando la economía de la pesca artesanal y dueños de pescaderías. Por ahora el principal mensaje es comprar y consumir sólo en lugares autorizados”, explicó el seremi Mardones.

La Autoridad Sanitaria continuará trabajando en conjunto con el Gobierno Regional, a fin de generar una base de datos y mapas con los resultados de monitoreos y los sectores autorizados de extracción que faciliten el entendimiento por parte de los pescadores artesanales.

 

 

 Publicado por Claudio Díaz Peña./ Fuente: Seremi de Salud  Región de Aysén.
©2013 Todos los Derechos Reservados El Patagón Domingo Ltda.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *