Nuevas denuncias por estafas telefónicas ha recibido la PDI Coyhaique

La policía llamó a estar atentos ante estos delitos que son perpetrados por reos que se encuentran en la cárcel de Colina en la Región Metropolitana.

La información la dio a conocer  el subcomisario de Brigada de Delitos Económicos, Fernando Olivares, detallando que los delincuentes están usando un nuevo modus operandi, por lo que instó a la comunidad a no ser ingenua ante este tipo de engaños.

El jefe policial de la unidad especializada explicó que los 4 casos denunciados son similares, ya que en ellos un supuesto familiar solicita ayuda para trasladar un vehículo desde Balmaceda a Coyhaique por haber sufrido un desperfecto mecánico. La trama va induciendo a la víctima en una realidad de la cual finalmente se hace parte y convencida  que se trata de un hecho real, deposita dinero a una cuenta que el estafador le detalla por teléfono.

En estos casos, la cifra que se ha llegado a depositar ha alcanzado a superar  los $100 mil, dinero que es muy difícil de recuperar ya que una vez depositado, los delincuentes lo giran rápidamente a través de otros integrantes de estas redes de estafadores.

El oficial de la PDI indicó que en la mayoría de los casos, se trata de estafadores que operan desde la cárcel de Colina, en la capital del país, y se vinculan con cómplices y colaboradores que están en libertad y que se encargan de retirar el dinero obtenido mediante estos ilícitos.

Fernando Olivares indicó que la mejor forma de evitar estas estafas es realizar una simple acción que es confirmar si la llamada es efectivamente de un familiar.

Agregó que el o los delincuentes que están  cometiendo estos ilícitos tienen una gran capacidad para convencer a las personas, por lo que reiteró el llamado a ser muy cautos al momento de ser contactados por esos timadores.

Y es que el famoso truco del engaño, conocido también como “cuento del tío”  sigue afectando a muchas personas, que u a veces en forma inocente caen ante dramáticos llamados de familiares, que supuestamente han sufrido algún accidente o han quedado en pana en algún sector lejano y requieren dinero en forma urgente para salir de su problema.

Hace poco días un vecino estuvo a punto de caer, tras recibir un llamado donde se le comunicaba que un familiar había quedado en pana en territorio argentino y que se requería un servicio de grúa, el cual tenía un costo de $200 mil , pero lo grave es que quien llamó, dio el nombre del supuesto sobrino y todo coincidía.

Una alerta más para todos, y recordar que no deben entregar ningún antecedente o datos, sean personales o familiares a través del teléfono, ya que estos delincuentes logran obtener informaciones cuando inocentemente muchas personas de buena fe, les creen.

Fuente: PDI Región de Aysén