Miércoles 3 de agosto 2011: Columna de Claudio Díaz P.

Mirando pa’ la carnicería…

Por Claudio Díaz Peña
cdiaz@elpatagondomingo.cl

Si el periodo en que un gobierno está al frente del país fuera una cena de 4 años, podríamos decir que por estos días, a 16 meses de que asumiera el Presidente Sebastián Piñera, ya hemos pasado del “aperitivo”, donde se tuvieron que sortear los efectos de un terremoto y el exitoso rescate de los 33 mineros de Atacama.  Digamos que esa primera etapa en 2010, fue un año de “condimentos fuertes”, pero relativamente bien sazonados y donde los comensales, es decir, nosotros los ciudadanos, ‘cuchareamos’ un caldo de entrada que prometía una cena ‘a lo grande’.

Hoy estamos ya frente al plato de fondo. Pero para muchos, el menú ofrecido inicialmente no es el mismo que está puesto en la mesa. Y es que cuando distintos sectores del país que tenían un apetito voraz de cambiar la colación de 20 años, y probar ese gran plato principal que se ofertaba, el plato fuerte, terminaron arrugando la nariz y cerrando los ojos con apenas degustar los primeros entremeses de un plato de fondo que resultó más bien insípido y poco equilibrado en sus ingredientes.

Y peor que ello, como en la historia del gato que queda mirando hacia la carnicería, una inmensa mayoría se ha dado cuenta que sigue confirmando que quienes tienen la mejor presa del plato no son los ciudadanos, sino que los grandes sectores económicos que nos dejar las peores porciones y junto con ello, con las ganas de –al menos saborear – un suculento plato, a pequeños emprendedores, estudiantes, trabajadores, y dueñas de casas.

Esta cena, que duraría 4 años, y en que todo el país esperaba saciar su apetencia, se ha venido a menos. Es más, mientras unos tiran el mantel, otros se esmeran en arreglar el plato de fondo con nuevos ingredientes, un poco de sal por aquí, otro poco de comino por allá, y el llamado a conformarse con lo “que hay”, con el «raspado de las olla». Pero en el gobierno, hay quienes ya están pensando en el postre, en repartirse la torta y el bajativo, o sea en las próximas elecciones presidenciales, aunque claro, saltando por encima de la mesa y dejando atrás a los invitados principales.

Si gobernar estos 4 años fuera una cena, donde el Presidente es el anfitrión principal, no se puede decir que el menú no cumple o no satisface a la gente, echándole la culpa al chef, a los garzones o a la mesa o el mantel. Sin embargo cuando la carta de platos que preparó el gobierno no es de gusto ciudadano, muchas veces el propio gobierno tiende a culpar incluso a los comensales de lo mal servida que está la cena. ¿no será que uno de los errores ha sido ofrecer un “gran menú gran”, una cena monumental que en la práctica no alcanzó ni para “comida rápida”?

Por ahora, prefiero no sentarme a la mesa, sobre todo cuando veo que los comensales que han probado el plato principal, luego han dicho que han quedado con más apetito que antes…

De lunes a viernes, de 14 a 15 horas, por www.radioventisqueros.cl/radio_online.html

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *