Coalición ARV replica dichos de Hidroaysén

Esta madrugada, la casa de la secretaria de Hidroaysén en Coyhaique fue objeto de intento de agresión y daños a la propiedad, por lo que Michel Moure,  gerente de Operaciones de HidroAysén, presentó una denuncia ante la Fiscalía de Coyhaique.

COYHAIQUE (viernes 29 de abril 2011).- En una declaración pública, la Coalición Ciudadana por Aysén Reserva de Vida se refirió hoy a las expresiones emitidas por el gerente de operaciones de HidroAysén, Michel Moure, respecto del incidente que una funcionaria de la empresa de energía sufrió esta madrugada en su domicilio.

Hidroaysén solicitó al Ministerio Público la implementación de medidas cautelares preventivas que garanticen la seguridad de los trabajadores de la compañía energética.

Michel Moure exigió que la organización ambientalista Patagonia Sin Represas “se haga responsable por el clima de violencia que ha creado en la región”

En el documento, firmado por Patricio Segura y Peter Hartmann, representantes de la Coalición Ciudadana por Aysén Reserva de Vida, se señala:

Condenamos, como todos, la situación que se ha informado vivió una trabajadora de la empresa. Solidarizamos con ella y expresamos que no compartimos la violencia como herramienta bajo ninguna circunstancia ni con ninguna motivación.

Sin embargo, creemos que no se deben sacar conclusiones apresuradas.  Hacemos un llamado a que se investigue a fondo esta situación, ya que así como hay quienes podrían pensar que los autores serían simpatizantes del movimiento ciudadano Patagonia sin Represas, equivocando el camino para lograr una Región de Aysén equitativa, sustentable y justa, también sería posible estimar que se trate de una acción que buscaría enturbiar el legítimo movimiento ciudadano que ha aglutinado a distintos sectores sociales, ambientales y productivos de la Región de Aysén, e incluso que sea llevada adelante con otros fines aún desconocidos.

Este martes 26, en Coyhaique se realizó una masiva macha del Movimiento Patagonia Sin Represas.

Las actuaciones de Patagonia sin Represas y sus dirigentes son públicas, a cara descubierta, porque no tenemos nada que temer de lo que realizamos, como actos válidos, en los cuales sí creemos en la no violencia activa, pero nunca, y esto lo aseguramos con fuerza, la violencia como recurso.  Asimismo, debemos reiterar una vez más que la información que hemos entregado sobre autoridades de decisión ambiental no ha sido nunca personal ni confidencial sino siempre institucional y pública, como legítimo y legal derecho de motivación a la participación y el control ciudadano, sin incluir por parte del movimiento amenaza alguna.

Es preciso agregar que el clima de polarización tampoco puede atribuirse livianamente a un movimiento ciudadano que ha logrado un 61,1 % de adhesión nacional, ya que como habitantes de Aysén hemos vivido en carne propia las acciones ilegales e ilegítimas que las trasnacionales Endesa e HidroAysén han ejecutado desde hace ya varios años, en el ámbito privado y del sector público, en nuestra región.   Incluso su campaña comunicacional del terror y chantaje sobre las necesidades energéticas del país aportó a esta situación.

Junto a esto, queremos informar se han presentado en el día de ayer, ante el Tribunal de Ética del Colegio de Periodistas de Chile y el Consejo de Ética de la Federación de Medios de Comunicación sendas denuncias en contra del diario El Mercurio y sus periodistas por el proceso de criminalización del movimiento social iniciado la semana pasada con tendeciosas notas de prensa.

El argumento central de esta declaración pública es sólo uno, como se planteara visiblemente en manifestación nacional del martes 26 de abril, en 16 ciudades de Chile, con miles de compatriotas que salieron a la calle pacíficamente para expresar que no quieren represas en la Patagonia:  “El 61,1 % no somos terroristas”.  Y agregamos, somos chilenos que amamos nuestro país: nuestra gente, nuestra tierra y nuestras aguas.  Y nuestra paz.

Fuente: Comunicaciones Coalición Ciudadana por Aysén Reserva de Vida

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *