Ciudadanía elegirá el Icono Bicentenario de Aysén

 

VÍA INTERNET SE VOTARÁ POR 7 OBRAS REGIONALES

 

La Comisión Iconos Bicentenario encabezado por la intendente Pilar Cuevas, eligió tras  una extensa reunión las siete obras que participaran por ser la representante de la región de Aysén. Ahora la ciudadanía a través de un portal web, podrá elegir a la ganadora.

 

 

COYHAIQUE.-  Con el objetivo de que cada región tenga su icono Bicentenario, la Comisión regional que esta compuesta por actores culturales, historiadores, y arquitectos, trabajó y llegó a consenso en las 7 obras que cumplen con las exigencias que apuntan al rescate y valoración de construcciones que han permitido resguardar el patrimonio e historia del país.

 En la región, ya tenemos a las siete que participaran, se trata del Puente Presidente Ibáñez, en la comuna de Aysén que fue inaugurado en 1960 y que tiene como principal característica ser el Puente Colgante más austral y uno de los más largos de Sudamérica.

 

Paso San Carlos - Cochrane

Se suma, el Paso San Carlos, fue descubierto en 1898 en una expedición del geógrafo alemán Hans Steffen, explorando el río Baker desde su desembocadura en las cercanías de Tortel hasta su nacimiento en los grandes lagos.

 El Museo Padre Antonio Ronchi de Villa O’ Higgins, en éste se aborda la historia del poblamiento de la zona de la provincia de Capitán Prat, con muestras de artefactos e implementos utilizados por los colonos, lo que se constituye como una primera infraestructura de difusión cultural presente en el poblado.

 

Biblioteca pública - Cisnes

La biblioteca pública de Puerto Cisnes, con su particular arquitectura, construida completamente en madera de ciprés, representa la siempre creciente inquietud de la localidad por la cultura.

 

Caleta Tortel

 Caleta Tortel, como zona típica en ella se rescata el sacrificio de la gente que viviendo aislada, supo crear una armonía de construcción entre el fiordo y su accidentada geografía, construyendo viviendas acordes a la topografía.

 

 La Guanaca con Cría, es una obra icono del Arte Rupestre Patagónico. Se trata de una pintura realizada en la pared de un alero en el curso medio del Río Ibáñez, cercano a Villa Cerro Castillo. Son dos figuras zoomorfas de color rojo, una más grande que la otra, estáticas y de perfil.

 Finalmente, fue designada la Plaza de Armas de Coyhaique, por ser la única en el país, con diez entradas dando una particularidad especial a esta obra hecha por el hombre.

Símbolo de unión

Sobre esta importante decisión, la integrante de la Comisión Iconos Bicentenario, Danka Ivannof indicó, “el icono nos tiene que unir como aiseninos, tiene que ser una figura que nos represente a todos y que la vez la gente de afuera pueda identificarlo como aisenino”.

 Por su parte, el director del Consejo de la Cultura y las Artes, Mauricio Quercia, manifestó que esta es una positiva instancia para la participación de los aiseninos, “esto es fantástico porque los habitantes de la región van a poder decir yo quiero que este icono represente a la región y va ser a través de un plataforma Web donde el Rut es tu voto, respecto de estas siete iniciativas que se van a enviar a nivel central”.

 

 

FUENTE: Comunicaciones Intendencia de Aysén.

2 comentarios en «Ciudadanía elegirá el Icono Bicentenario de Aysén»

  • el 18 agosto, 2010 a las 13:02
    Enlace permanente

    Estimado:
    Voto por la Guanaca con cria, porque me parece que esteticamente es limpia, con lineas definidas, es un simbolo de la fertilidad y en concecuencia de la sobrevivencia para la gente que vive y vivió en esta región hermosa, aislada, de inviernos con bajas temperaturas con una geografia irregular de lagos, ríos y montañas. La guanaca con su cria me parece un «rescate» de la identidad que por selección natural define a la gente de Aysén, que es su fortaleza para sobrevivir y ganarle a la naturaleza en ocasiones inciertas.
    Saludos

    Respuesta
  • el 19 agosto, 2010 a las 14:06
    Enlace permanente

    La guanaca con su cría representa la sobrevivencia de los animales y de los tehuelches, este recurso para ellos significaba alimento y abrigo. Es un símbolo religioso que los plasmaba con el medio ambiente, y la ubica en el centro de su visión cosmopolita. Son como los Avatares de hoy conectado con la naturaleza, de tal manera que con esta pintura rupestre podemos descubrir la cultura Tehuelche. Reconocer nuestros orígenes mestizos de culturas precolombinas, nos da la oportunidad de proyectarnos en el futuro y en consecuencia reencontrarnos con nuestra identidad.

    Respuesta

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *